Opel Grandland X, el coche del verano

Opel Grandland X

El coche perfecto para el verano tiene que estar hecho para viajar, ser eficiente para llegar lejos y estar preparado para cualquier aventura. El Opel Grandland X, probado en Auto10, lo consigue ofreciendo toda la seguridad disponible hoy, mucho confort y un diseño atrevido y actual.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, diseño fresco

El coche del verano tiene que ofrecer una imagen fresca y novedosa. Para el nuevo Opel Grandland X éste es su primer verano y allá donde va, destaca con una poderosa parte delantera con la prominente parrilla que exhibe orgullosa el “Blitz” de Opel. Los delgados faros LED con forma de doble ala, ofrecen una cara muy tecnológica y dan anchura asegurando una apariencia potente y sólida.

La elegancia es otra de sus características con líneas muy marcadas y la bonita forma de álabe en parte inferior de las puertas. Se añade robustez con los fuertes y esculpidos pasos de rueda y el revestimiento protector en la parte inferior de la carrocería que otorga al Opel Grandland X ese atractivo toque todoterreno para las salidas de aventura. En el entorno urbano destacará su acabado bicolor con el techo en contraste negro como toque extra de personalización. La parte posterior sorprende con un afilado pilar C, que crea un enlace dinámico con otros detalles de calidad plateados, como los tubos de escape colocados a cada lado. Las finas luces traseras de LED subrayan el carácter sofisticado, pero también deportivo y musculoso.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, eficiente para viajar lejos

En verano se viaja más, tanto en las vacaciones como en los fines de semana. Hacerlo en un coche eficiente es vital para reducir costes, optimizar el combustible y viajar con menos impacto medioambiental. El nuevo Opel Grandland X cuenta con una gama de motores de gasolina y diésel que ya se ajusta a la futura normativa Euro 6d-TEMP, que incluye pruebas en tráfico real. Los motores de gasolina con filtro de partículas y diésel con SCR, son extremadamente eficientes y limpios.

Cabe destacar la nueva motorización diésel de 1.5 litros con 130 CV. Es más potente que el anterior de 1.6 litros y tiene más par motor, con 300 Nm desde 1.750 rpm. Sin embargo, consume menos, quedándose en sólo 4,1 ó 4,2 l/100 km, dependiendo del equipamiento, y reduciendo las emisiones a 108 - 110 g/km, con emisiones de NOx y partículas tan bajas que cumple la estricta normativa Euro 6d-TEMP. Sin duda, este motor es muy indicado para los viajes de verano, con muy bajo consumo y suficiente empuje para viajar cargado, más aún con el confortable y rápido cambio automático de 8 velocidades.

Por encima, otro gran motor rodador es el 2.0 CDTI de 177 CV disponible con el acabado Ultimate, que añade a su bajo consumo (4,9 l/100 km) unas prestaciones altas y el acabado más exclusivo. En gasolina el motor 1.2 Turbo de 130 CV sorprende dando mucho más de lo esperado, con un consumo de 5,2 l/100 km y a la vez, moviendo con brío el Grandland X gracias al buen par de 230 Nm a 1.750 rpm. Además, este motor ofrece un precio inmejorable desde 22.264 euros, gracias a los descuentos de marca.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, comportamiento

El Opel Grandland X disfruta de un comportamiento confortable gracias a la calidad de las suspensiones y el buen aislamiento con el exterior. Los viajes estivales y las escapadas de fin de semana se hacen con total placer por carreteras principales gracias a una rodadura silenciosa y suave, a la buena aerodinámica, responsable en parte del bajo consumo de los motores y falta de ruido, y una batalla larga que ofrece gran estabilidad. Pero el Opel Grandland X también responde con agilidad en carreteras secundarias con curvas debido a una configuración de chasis especial, con una considerable anchura de vías, así como su ligereza general que comienza en sólo 1.350 kg para la versión gasolina, algo impresionante en este sector. De esta forma, se contienen los balanceos en curvas como en un coche dinámico, pero los ocupantes disfrutan de los beneficios de un SUV como la buena visibilidad de su cabina elevada.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, invita a la aventura

El Opel Grandland X ofrece una conducción placentera y segura en cualquier época del año y en todas las superficies. El final del viaje no lo marca un mapa de carreteras, porque el Opel Grandland X está capacitado para prolongar la aventura más allá. Es capaz de adentrarse por carreteras en mal estado o caminos sin asfaltar gracias a la tracción electrónica opcional IntelliGrip, que asegura el mejor agarre en cualquier situación de conducción. El conductor puede elegir entre cinco modos de conducción según el tipo de superficie por la que circula. El sistema adapta la distribución del par a las ruedas delanteras y permite ligeros patinamientos de las rueda si es necesario, para asegurar el avance. Esto garantiza la mejor tracción y un comportamiento estable, independientemente de si el Opel Grandland X transita por nieve, barro, arena o superficies húmedas.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, espacio interior premium

Un coche para viajar y disfrutar del verano ha de tener un interior confortable. El interior del Opel Grandland X destaca por la calidad, su alto equipamiento y el bienestar general que se respira. El panel de instrumentos y la consola central con pantalla táctil están claramente dispuestos y alineados con el conductor. Los controles ofrecen un acceso rápido e intuitivo a las funciones multimedia, de control de climatización y del chasis.

En el interior del Opel Grandland X se disfruta de la mejor conectividad con sistemas Android Auto y Apple CarPlay compatibles con IntelliLink y el asistente personal de conectividad y servicio OnStar, que incluye punto de acceso Wi-Fi y nuevos servicios muy interesantes en verano, como la reserva de habitaciones de hotel o la búsqueda de aparcamiento. Los smartphones compatibles pueden incluso cargarse de forma inalámbrica. Para los amantes de la música y del sonido superior, hay disponible un sistema de sonido premium Denon con ocho altavoces y un subwoofer.

Opel Grandland X

Las superficies interiores tienen una apariencia de alta calidad, dando al conductor y los pasajeros una sensación de confort en todos los asientos. La comodidad de primera clase viene garantizada por los asientos ergonómicos opcionales certificados por el organismo de cuidado de la espalda AGR, así como por el volante calefactable y la calefacción en los asientos delantero y trasero. La larga distancia entre ejes de 2,67 metros se suma a la sensación de interior espacioso y asegura que hasta cinco personas disfruten de espacio abundante en un SUV de clase compacta. Y con un volumen de carga de 514 litros hasta 1.652 litros para equipaje y material deportivo. El acceso al maletero es muy fácil y cómodo, con el portón trasero controlado por sensor que se abre y cierra automáticamente con un simple movimiento del pie.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, techo panorámico

Uno de los elementos que más atractivo ofrece a los ocupantes durante los viajes y las salidas que se suelen hacer en verano es el techo panorámico. Mejora la visibilidad y la luminosidad en el interior aumentando el disfrute y entreteniendo a los pasajeros. El techo panorámico opcional de cristal del Opel Grandland X es de grandes dimensiones y de una pieza, inundando el interior de luz y proporcionando una excelente visibilidad hacia el cielo. Se disfruta mucho visitando ciudades, tanto de día como de noche. El cristal es tintado y calorífugo evitando el paso de gran parte del calor del sol y de la acción de los rayos UVA. Cuando se prefiere controlar la luminosidad interior una cubierta se despliega quedando el techo cerrado completamente.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, viajar seguro

El Opel Grandland X también cuenta con una oferta de primera clase con modernos sistemas de asistencia a la conducción que hacen más relajantes los viajes. La Alerta de Colisión Frontal con Detección de Peatones y Frenada Automática de Emergencia, aumenta la seguridad en casos de emergencia. La Alerta por Fatiga del Conductor evita despistes y con el Asistente Avanzado de Aparcamiento y la Cámara de visión 360° las maniobras son pan comido. Los sistemas opcionales como el Control de Crucero Adaptativo con función de parada, facilitan la comodidad en los viajes aportando seguridad. Este excelente nivel de seguridad que ofrece el nuevo Opel Grandland X fue validado por el programa Euro NCAP, que le ha otorgado la máxima puntuación de cinco estrellas.

Opel Grandland X

Opel vuelve a cumplir su compromiso de liderazgo en tecnología de iluminación, equipando el Opel Grandland X con luz intensa de conducción gracias a los faros delanteros con Sistema de Iluminación Adaptativa AFL3 con faros LED inteligentes opcionales en los acabados Selective y Excellence y de serie en Ultimate. Las funciones como la luz de curva, el asistente de luces largas y el mantenimiento automático de la nivelación garantizan la óptima iluminación de la carretera en todas las situaciones de conducción.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, gama de accesorios

Opel ofrece un conjunto accesorios originales para el Grandland X, que aumentan las características viajeras y aventureras. La gran capacidad de carga interior de hasta 1.652 litros se puede ampliar con la gama de sistemas de carga de techo Opel Thule, con una base ligera de aluminio que se ajusta a la perfección a los raíles de techo del Grandland X. El cofre especial con anclaje Power-Click de 205 x 84 x 45 cm puede abrirse por ambos lados y tiene una capacidad de 460 litros. Hay una completa gama de portabicis, sistemas para deportes de nieve y para deportes de agua. Para enfrentarse a la suciedad de los deportes al aire libre, hay una bandeja de maletero impermeable y lavable, con suelo antideslizante que facilita la organización. La rejilla trasera separa la zona de carga de la cabina y se puede incluir una red portaobjetos de fácil anclaje.

Opel Grandland X

En el interior se pueden incluir accesorios del programa FlexConnect que incluyen ganchos, perchas, soportes de Tablet y mesas plegables. Para que todos viajen seguros, Opel tiene una gama completa de sillas infantiles para cada edad del niño, que se adaptan perfectamente al interior del vehículo. Otros accesorios disponibles son las alfombrillas de velour o de goma, las faldillas antibarro, estribos laterales de aluminio, bola de remolque, una selección de llantas de aleación o elementos de personalización como los pedales deportivos.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, versatilidad

La versatilidad de un coche para brillar en distintos tipos de entornos, viajes y usos se consigue con un interior modulable que se adapte tanto a dar comodidad a los pasajeros, como cargar objetos. El nuevo Opel Grandland X cuenta con un interior versátil, de cinco cómodas plazas y un gran maletero de 514 litros. Los asientos traseros son abatibles por partes en formato 60/40, permitiendo aumentar la capacidad de carga hasta los 1.652 litros. El maletero tiene luz y el suelo tiene dos posiciones para organizar la carga. El reposabrazos central trasero hace de trampilla que permite acceder al maletero desde la cabina o llevar objetos largos en el interior del coche, como una bolsa de esquís, manteniendo cuatro plazas disponibles para pasajeros.

La versatilidad también se mide con la capacidad del vehículo para adaptarse a diferentes climatologías, superficies, carreteras o caminos. Con el sistema IntelliGrip, el Grandland X ofrece al conductor la posibilidad de adaptar la respuesta del motor, el cambio y de los controles de tracción y estabilidad a superficies resbaladizas, con nieve o hielo; a superficies con barro y roderas, y a zonas de arena suelta.

Opel Grandland X

Opel Grandland X, climatizado y seguro

En verano no hay que ver el aire acondicionado como un sistema de confort, sino como un elemento más de seguridad, que evita las altas temperaturas en el interior y golpes de calor en los ocupantes, sobre todo en los niños, tanto en trayectos cortos, como al viajar pasando mucho rato en el interior, más aún si hay atascos a pleno sol. El Opel Grandland X ofrece de serie en todos los acabados disponibles el climatizador automático digital bizona, de rápido uso, que permite ajustar la temperatura de la parte delantera por separado. Además, tiene salidas de aire regulables para las plazas traseras. Para los días de frío, cuanta con la función de calentamiento rápido del habitáculo, en las versiones diésel. Otro elemento que consigue aumentar el confort climático en verano en el habitáculo son las ventanillas laterales traseras y la luneta posterior tintadas, opcionales en el acabado Selective y de serie en los acabados Excellence y Ultimate.

 

Fotos Opel Grandland X, el coche del verano

Comentarios Opel Grandland X, el coche del verano

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"