Test: Nuevo Jaguar XF

Aluminio, diseño, lujo, tecnología… desde 43.004 Euros.

Jaguar XF

El nuevo Jaguar XF, berlina con estilo coupé, incorpora muchas novedades. Es un coche muy avanzado tecnológicamente, pero tan lujoso, refinado y atractivo como se espera de un Jaguar. Ofrece un consumo reducido, desde 3,9 l/100 kg. El uso del aluminio permite un modelo 80 kg más ligero que su competencia Premium. Pero hay muchas más cosas que contar.

Hemos tenido oportunidad de probar en Navarra el nuevo Jaguar XF, primero en su versión Diesel 2 litros de 180 CV, que supondrá la gran mayoría de las ventas en España y que está disponible desde 46.406 € (ver recuadro precio). También hemos probado en el circuito de “Los Arcos” en Navarra la versión de tracción total y 340 CV (V6, tres litros turbo) y posteriormente en carretera, pero solo con propulsión posterior.

Jaguar XF

Se trata de un coche totalmente nuevo, aunque estéticamente nos recuerde mucho al anterior XF. Ya hablamos de este Jaguar XF en Auto10, pero este nuevo modelo incorpora muchas novedades y hay muchas, muchísimas cosas que contar (y lo haremos, más adelante, en detalle). Podemos comenzar por su diseño, pues si la primera impresión es lo que cuenta, este Jaguar tiene mucho ganado. Es un coche que resulta más bonito en realidad que en foto, pues ofrece unas líneas muy equilibradas y muy “puras”.

En el interior el diseño del salpicadero también recuerda al ya “viejo” Jaguar XF, pero los líneas son más puras y el encuentro con las puertas resulta muy atractivo. Hay infinitas posibilidades de combinaciones, pero las de aluminio y cuero-madera que hemos podido ver resultan muy atractivas. En el puesto de conducción la consola central alta, el diseño envolvente del salpicadero y el panel de control de la puerta (espejos y alza cristales) consiguen la sensación buscada por los diseñadores de sentirnos más “dentro” que “encima” del XF, pues el conductor se integra muy bien en su espacio. 

Jaguar XF

De los pocos defectos que se pueden señalar es que la cantidad de huecos para “soltar” cosas en el habitáculo es pequeña. A los espacios de las puertas se le añaden una guantera y un hueco entre asientos con un tamaño reducido para el tamaño de este coche.

83 por ciento de aluminio

Pero al hablar del diseño, no podemos dejar de hablar del peso… ¿cuál es la relación? Pues que el bastidor y la carrocería son de aluminio y conseguir los pliegues que tiene este modelo, en estampación de aluminio no es fácil. “Hemos conseguido poner de acuerdo a los diseñadores, a los ingenieros y los responsables de fabricación” nos comentaba el responsable de este modelo, Colin Kirkpatrick. Y no es fácil que un diseñador proponga esas líneas y un ingeniero diga que hay que hacer el coche en aluminio para ahorrar 190 kg… pero luego hay que fabricarlo y Jaguar los ha conseguido.

Jaguar XF

Después de 15 años la fábrica de Castle Bromwich se ha especializado en la construcción de bastidores de aluminio, que además de requerir una estampación más compleja requiere otros sistemas de unión de las distintas planchas a base de remaches. Al final 190 kg menos que el anterior modelo (“80 kg menos que la competencia”, afirma Jaguar) y un 28 por ciento más de rigidez, han sido el fruto del esfuerzo. Además de la estética.

Más pequeño por fuera, más grande por dentro

Este nuevo Jaguar XF es algo más corto y bajo, pero con 51 mm más de distancia entre ejes y una apreciable mejora de la habitabilidad -en especial en las plazas traseras- y en capacidad de maletero. Se gana espacio en altura, pero sobre todo casi 3 cm de espacio para las piernas. Si el anterior XF ya destacaba por su habitabilidad, la nueva generación destaca todavía más.

Jaguar XF

Conectividad total

Contar todas las posibilidades de conexión, interacción y servicios que nos ofrece el sistema InControl Touch y su pantalla de 10,2 pulgadas nos llevaría mucho, pero mucho espacio y tiempo. Pero por poner algunos ejemplos: Puedes arrancar el coche desde casa y poner la calefacción o el aire acondicionado; o también puedes introducir un destino en el navegador desde tu móvil, que el coche te busque una plaza de parking y que, una vez bajas del coche, el navegador te oriente en tu Smart Phone para llegar caminando a tu destino.

Jaguar XF

El navegador recordará tus recorridos habituales y te avisará si hay tráfico, para darte una alternativa. Pata terminar, todo lo que puedas hacer en tu móvil, sea Android o Apple, lo podrás hacer en tu Jaguar. Y puedes conectarlo con un sistema de sonido espectacular, que hace más patente la escasa sonoridad del coche.

Suspensiones, dirección y transmisión: Más electrónica

Las suspensiones, por diseño, son todo un lujo: Delante triángulos superpuestos, el superior anclado muy arriba y todo en aluminio; detrás, un eje multibrazo con una dinámica renovada, todo de aluminio, que ofrece la misma eficacia que antes, pero más confort. La dirección es de cremallera y la mayor parte de los modelos que se venderán llevarán cambio automático (nosotros sólo hemos probado modelos con este tipo de transmisión).


Pero todos estos sistemas mecánicos están controlados por la electrónica, que regula la dureza de la amortiguación en tiempo real, que detecta tus “intenciones” al volante y se adapta a ellas o decide cuándo debe cambiar de marcha. Incluso los frenos, gracias al sistema TVBB, frenan las ruedas interiores de la curva para ayudarte a girar (cosa que pudimos comprobar de primera mano en la pista deslizante del circuito de Navarra). Pero, como decía antes, volveremos sobre todas las cosas que puede hacer este Jaguar gracias a su “inteligencia” electrónica.

Al volante del diésel

Hemos centrado la toma de contacto en el diésel de 4 cilindros, 2 litros y 180 CV, que como decíamos será la mayor parte de las ventas en España, con gran diferencia. Lo hemos probado en combinación del excelente cambio automático de 8 velocidades. Y decimos automático, pero puede usarse con levas al volante ofreciendo una agilidad y un placer de conducción destacados.

Jaguar XF

Este modelo homologa unos consumos fantásticos, que comprobaremos en su momento, pero lo cierto es que los 180 CV “cunden” mucho, en lo cual algo tendrá que ver los 190 kg de menos que el anterior XF. Es cierto que viajábamos sólo dos personas, pero el motor responde con autoridad desde bajo régimen, no se deja oír y sube de vueltas con rapidez. La combinación con el cambio de 8 velocidades resulta perfecta, pues por rapidez en los cambios y rapidez de “reacción” el cambio se “entiende” muy bien con el motor.

Por poco más de 46.000 €, creemos que este Jaguar XF es un duro rival para la terna de Premium “habituales”, sobre todo que ahora Jaguar ofrece tres años de garantía y asistencia sin sobre coste. 

Jaguar XF

Jaguar XF V6 turbodiésel: Todo un lujo

Todo un lujo, de motor. El segundo día de presentación tuvimos oportunidad de hacer casi 300 km por todo tipo de carreteras con el modelo dotado de motor turbodiésel de 300 CV. En recorridos de montaña sorprende la agilidad de un modelo de este tamaño y porte; en autopista su baja sonoridad; en carreteras su confort; y en toda circunstancia el comportamiento del motor.

Está mecánica se siente potente y suave a cualquier régimen, resulta refinada, no vibra y no suena. Solo en condiciones muy especiales -baja velocidad, marcha larga y mucha carga de gas- se deja oír levemente el soplido del turbo, y más que un inconveniente, casi lo consideramos una ventaja. Los consumos homologados son muy buenos, pero sobre todo lo es el juego que da este motor en cualquier situación.

Jaguar XF

Se puede decir que a este bloque le va muy bien el cambio de ocho velocidades, pero intuimos que a este motor le iría bien cualquier cambio, pues desde menos de 1.000 rpm hasta 5.000 rpm empuja de forma lineal sin los tirones tan “turbo” a los que nos tienen acostumbrados otras mecánicas diésel similares de la competencia. Una maravilla.

Los 300 CV nos permitieron poner a prueba las bondades del bastidor, pero está claro que este Jaguar XF admite sin menor problema esta potencia y mucha más, pues incluso a ritmo muy vivo por carreteras muy retorcidas el comportamiento era ejemplar, muy ágil y sin necesidad de que las sistemas electrónicos acudiesen en nuestra ayuda.

Jaguar XF

¿180 ó 300 CV? ¿46.000 o 66.000 €?

Para acceder al motor V6 turbodiésel de 300 CV hay que desembolsar, al menos, 66.176 €, lo que supone 20.000 € más que la excelente mecánica de 180 CV. ¿Demasiado dinero? Yo pensaba que sí… antes de probar este V6. La verdad es que el precio me parecía excesivo; después pienso, que si quieres lo mejor, vale la pena. Para viajar, se me ocurren muy pocos coches mejores que este Jaguar XF V6 turbodiésel: Cómodo, rápido, silencioso y muy agradable de conducir. Merece la pena hacer números.

Jaguar XF

Gama y precios Jaguar XF 2016

VERSIÓN

Potencia (CV)

Consumo medio (l/100 km)

Precio
(€)

GAMA DIÉSEL

2.0 D Pure

163

3,9

43.004 €

2.0 D Prestige

163

3,9

46.406 €

2.0 D Pure

180

4,3

43.004 €

2.0 D Prestige

180

4,3

44.421 €

2.0 D R-Sport

180

4,3

47.435 €

2.0 D Portfolio

180

4,3

51.027 €

3.0 D Auto. Prestige

300

5,5

66.176 €

3.0 D Auto. R-Sport

300

5,5

68.123 €

3.0 D Auto. Portfolio

300

5,5

69.910 €

GAMA GASOLINA

2.0 GTDi Pure

179

7,5

54.448 €

2.0 GTDi Prestige

179

7,5

57.705 €

2.0 GTDi R-Sport

179

7,5

59.993 €

2.0 GTDi Portfolio

179

7,5

61.587 €

3.0 V6 Pure

340

8,3

66.368 €

3.0 V6 Prestige

340

8,3

69.625 €

3.0 V6 R-Sport

340

8,3

71.651 €

3.0 V6 Portfolio

340

8,3

73.508 €

3.0 V6 S

380

8,3

75.479 €

Jaguar XF

Sopa de letras

Como hemos comentado ya, este nuevo Jaguar XF es un compendio de tecnología que se refleja en la multitud de opciones y sistemas de los que dispone. Son tantos que los hemos agrupado y ordenado por orden alfabético. Estos son los que nos han parecido los más interesantes.

ACC: Se trata de un control de Crucero Adaptativo que ya incorporaba el anterior XF pero que se ha mejorado con una función diseñada para aliviar aún más el. Gracias a un radar de largo alcance de 77 GHz, el sistema mantiene una distancia segura con el vehículo precedente hasta que se produzca una detención. Este sistema incluso permite al nuevo XF seguir al vehículo de delante una vez se reanude la marcha.

AD: La avanzada tecnología de amortiguación pasiva ofrece una calidad de conducción excepcional de serie a través de una válvula adicional que reduce las fuerzas de amortiguación de baja velocidad. Para un control aún más preciso, el sistema Adaptive Dynamics supervisa el movimiento de la carrocería 100 veces por segundo y el movimiento de las ruedas 500 veces por segundo con el objetivo de determinar los ajustes de amortiguación óptimos para las condiciones de conducción.

Jaguar XF

AdSR: Por vez primera la tracción a las cuatro ruedas (AWD) del XF incorpora el modo Adaptive Surface que se basa en la experiencia de Land Rover. El AdSR identifica el tipo de superficie, como nieve o tierra, y adapta la respuesta del motor, la transmisión, la dirección y el control de estabilidad a las condiciones de baja adherencia.

AEB: Un dispositivo capaz de reducir accidentes. El sistema de Freno Autónomo de Emergencia. Si la unidad de control determina que puede producirse una colisión con un vehículo que está delante, se prepara el sistema de frenado y el conductor recibe avisos sonoros y visuales. Si el conductor no frena y se considera que el choque es inminente, el coche frena por sí sólo para evitar o atenuar las consecuencias de una colisión.

ASPC: El sistema All-Surface Progress esta previsto para la conducción a baja velocidad en condiciones adversas, de forma que gestiona automáticamente los frenos y el acelerador para ofrecer la mejor tracción posible. De esta forma permite un arranque suave y sin esfuerzo en superficies de baja adherencia como nieve y hielo: El conductor solo tiene que ocuparse de controlar el volante. El ASPC funciona a entre 3,6 y 30 km/h y el conductor fija la velocidad mediante los interruptores del control de crucero.

ASR: El modo Adaptive Surface Response, del sistema Jaguar Drive Control, distingue diferentes tipos de superficies para una tracción a las cuatro ruedas aún más segura.

Jaguar XF

Capó desplegable: Increíblemente este sistema no se denomina con unas iniciales en inglés y está pensado para la protección de los peatones. El sistema utiliza sensores de presión montados en el paragolpes delantero para detectar colisiones con peatones. Cuando el sistema detecta una colisión, se activan los pistones pirotécnicos integrados en la articulación posterior del capó y en unos 40 milisegundos pueden levantar el borde posterior del mismo unos 130 milímetros. Con esta acción se disminuye la gravedad de las lesiones.

Configurable Dynamics: Se trata de un equipamiento opcional en todos los modelos V6 y permite al conductor ajustar individualmente la configuración de los amortiguadores, la dirección, el motor y la transmisión automática de ocho velocidades.

EPAS: Se trata de una dirección asistida eléctrica que ofrece un magnífico tacto de la dirección así como reduce el consumo de combustible hasta en un 2 % y 3 % para los modelos diésel y gasolina, respectivamente. El sistema EPAS permite otras funciones como la compensación de la caída de la dirección.

Jaguar XF

HUD láser: Este sistema proyecta en el parabrisas información clave como la velocidad del vehículo, la marcha engranada y las instrucciones de navegación y facilita al conductor la tarea.

IDD: Estrenado en el  F-TYPE, el Intelligent Driveline Dynamics, permite una conducción propia de modelos de propulsión trasera con el rendimiento y los beneficios de la tracción a las cuatro ruedas.

InControl Touch Pro: Es como denomina Jaguar a su sistema de “infoentretenimiento” con pantalla táctil de 10,2 pulgadas con conectividad con dispositivos iOS y Android y que incluye un sistema de sonido digital Meridian de 825 W con 17 altavoces.

Jaguar XF

ISL: Iniciales de Limitador de Velocidad Inteligente, ideal para las zonas donde los límites de velocidad cambian a menudo. Jaguar ha desarrollado esta funcionalidad que puede usar los datos del sistema Sensor de Reconocimiento de Señales de Tráfico y puede aumentar o reducir automáticamente la velocidad del vehículo.

SDC: Esta función opcional Soft Door Close permite al conductor una vez en su asiento observar cómo las puertas se cierran automáticamente con precisión y un sonido cuidadosamente estudiado.

TIC: El Transmission Idle Control o control de la transmisión al ralentí es un complemento al sistema Stop-Start. Cuando el coche está parado con el motor en marcha y el freno accionado, la transmisión automática se libera, reduciendo las pérdidas de arrastre y, por tanto, también el consumo de combustible

TVBB: Iniciales de Torque Vectoring by Braking, otro sistema que debutó en el F-TYPE. Se trata de un control de reparto de par en curva. Si el sistema detecta que el coche comienza a subvirar frena ligeramente las ruedas interiores y ayuda a tomar la trayectoria ideal. Según Jaguar la intervención es sutil y prácticamente imperceptible para el conductor, pero nosotros prensamos que sí se nota… quizás en exceso.

Comentarios Test: Nuevo Jaguar XF

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"