Primer contacto con el Volvo V60 híbrido y enchufable

Volvo acaba de lanzar el nuevo Volvo V60 D6 Plug-In Hybrid en España y lo hemos podido conducir brevemente y tener la primera toma de contacto durante las jornadas de conducción para clientes de Volvo. El nuevo coche híbrido de Volvo es el primer vehículo híbrido enchufable que mezcla un motor diésel con uno eléctrico, y también el coche más avanzado jamás hecho por Volvo, según lo anuncian. Tiene una autonomía eléctrica de 50 km y además es tiene tracción total y altas prestaciones, al juntar un motor diésel de 215 CV con uno eléctrico de 70 CV. Su precio es de 60.900 euros con el acabado tope Summun de serie.

Si explicamos de forma sencilla cómo es el Volvo V60 D6 Plug-In Hybrid, podríamos decir que es un V60 D5 turbodiésel de 215 CV corriente en la parte delantera, la diferencia se encuentra en la parte trasera donde hay un motor eléctrico que mueve las ruedas traseras, alimentado por unas baterías–que quitan algo de espacio al maletero- que pueden enchufarse a la red para cargar. En verdad es un coche complejo tecnológicamente, con tres tipos de uso posibles, llamados Pure (eléctrico 100%), Hybrid (híbrido automático para conducción normal) y Power (híbrido premiando las prestaciones). No obstante, su conducción resulta del todo sencilla.

Unos pocos kilómetros en el Circuito del Jarama no permiten sacar muchas conclusiones en cuanto a consumo. Ya hemos pedido una unidad de pruebas para comprobar bien cúanto gasta.

Prestaciones

El motor térmico es el cinco cilindros de 2,4 litros turbodiésel de 215 CV de la marca, que genera 440 Nm desde 1.500 a 3.000 rpm. Por su parte, el motor eléctrico genera 200 Nm desde prácticamente el inicio y entrega 70 CV de potencia máxima. Esto significa que en momentos de máxima demanda se consiguen fácilmente 640 Nm de par repartidos entre ambos ejes, consiguiendo gran poder de aceleración al hundir el pedal del acelerador como pudimos probar. Las prestaciones oficiales son un 0 a 100 km/h en 7,9 segundos y una velocidad máxima de 230 km/h.

Autonomía eléctrica

Probablemente lo más interesante del Volvo V60 Híbrido sea su capacidad para rodar hasta 50 km en eléctrico sin encender el motor diesel. Esta autonomía es en la prueba de emisiones, en un banco de pruebas, por lo que habrá que ver en condiciones reales en cuánto se traduce. Por su puesto, la autonomía dependerá del estilo de conducción –se puede rodar incluso a 125 km/h en eléctrico-, aún así, saber que podemos rodar cerca de esos 50 km sin gastar una gota de combustible es formidable, ya que para la mayoría de los conductores significa poder realizar la mayoría de los trayectos diarios en eléctrico. Cuando se conecta el modo Pure eléctrico 100%, queda de todas formas el motor diésel preparado para ayudar en momentos de gran demanda, como al adelantar un camión. Las baterías necesitan 4,5 horas en un enchufe de 10 Amperios doméstico para cargarse de 0 a 100 %, lo que asegura que todas las mañanas el V60 Híbrido está preparado para funcionar sin humos otros 50 km. Además, cuando el coche está en marcha con el modo Hybrid o Power, el sistema recarga las baterías sacando potencia del motor diésel, cuando las condiciones se lo permiten. Las baterías tienen una vida de 5.000 recargas, según Volvo.

Al arrancar, lo hace en Hybrid. las transiciones de eléctrico a térmico son suaves.

Modos de conducción y Tracción total

En la prueba que realizamos en el circuito cerrado probamos brevemente los tres modos de uso y vimos cómo responde en cada momento. En modo Pure eléctrico 100%, el V60 híbrido es capaz de acelerar desde parado con suficiente empuje para la conducción en ciudad y sigue acelerando con energía hasta velocidades cercanas 80 km/h que es lo máximo que alcanzamos en eléctrico. El coche puede alcanzar los 125 km/h, pero a esa velocidad el consumo de energía es alto y es más aconsejable rodar en modo Hybrid en autopista y dejar el modo Pure para ciudad y los atascos donde la diferencia entre consumir electricidad o combustible es más notable.

Hybrid es el modo de utilización por defecto cuando se gira la llave y se enciende el contacto. En este modo el sistema controla automáticamente cuándo funcionar con el motor diésel, cuándo con el eléctrico y cuándo con los dos a la vez, para conseguir una conducción tirando a económica. Básicamente, funciona constantemente en modo diésel, menos a baja velocidad cuando no se pide mucha aceleración. Si se acelera suave desde parado el sistema también arranca en eléctrico para ahorrar combustible –como es habitual en los híbridos-. Cuando se acelera fuerte, el motor eléctrico ayuda al térmico para ganar aceleración sin necesidad de gastar más combustible. Me gustó mucho la suavidad de transición de funcionamiento eléctrico a térmico y viceversa.

A un lado de la balanza su potencia, bajo consumo en trayectos diarios y confort. Al otro lado su peso, su precio y su dependencia de un enchufe.

El modo Power, creado para ofrecer las máximas prestaciones de forma más rápida, te da un tacto de acelerador del motor térmico más directo y se apoya más en el eléctrico en cuanto aceleras fuerte. El dueño del V60 Híbrido utilizará el modo Power más de lo que creía al comprar el coche, porque las dos toneladas de peso del coche se hacen notar y si se quiere progresar con rapidez la ayuda de un acelerador más directo y más aporte de potencia eléctrica se hacen necesarios.

Ya que el motor de diésel mueve las ruedas delanteras y el eléctrico las traseras, el V60 Plug-In Hybrid es básicamente un coche de tracción total. De hecho, tiene un modo de tracción total que al pulsarlo obliga al motor eléctrico a funcionar junto al térmico. De esta manera, se puede conectar en superficies deslizantes y sentir los beneficios de tener cuatro ruedas motrices, pero no funciona por encima de 150 km/h. Eso sí, el modo de tracción total se conecta de forma automática en cuanto se detecta deslizamiento del una de las ruedas delanteras cuando se acelera.

Se hace necesario tener un enchufe en la plaza de aparcamiento habitual para sacar partido al V60 híbrido.

¿Cuánto consume?

Aún no tengo ni idea. Saber cuánto consumo un coche enchufable es un misterio hasta que no haces 500 km como mínimo. Volvo dice que en modo Hybrid gasta 1,8 litros/100 km de diésel, pero esa cifra está sacada de la prueba de homologación de emisiones, donde se hace un reducido número de kilómetros en un banco de pruebas y se utilizan al máximo los 50 km de autonomía eléctrica. Todo dependerá de cuánto puedes aprovechar la autonomía eléctrica en la conducción diaria para hacer un cálculo real, pero en los viajes, donde se tira del motor diésel, y contando con los 2.000 kg de peso del coche más los ocupantes y el equipaje, yo calculo que hay que contar con medias de 7 litros. Ya hemos pedido el coche a Volvo para hacer una prueba a fondo donde sacaremos más conclusiones.

Coche capricho

Volvo ha hecho un gran esfuerzo en crear el V60 Plug-In Hybrid, pero este tipo de coches no sale barato debido a la alta tecnología, a los materiales usados y las miles de horas de desarrollo. Amortizar los 60.900 euros que cuesta el coche antes de las opciones es casi imposible, por muchos kilómetros eléctricos que hagas. Para el día a día es más sensato un V60 D3 de 136 CV, disponible desde 33.440 euros, que además tiene más maletero. El V60 Plug-In Hybrid se comprará como capricho por su alta tecnología, por sentirse bien con el medioambiente y por darse el lujo de conducir de forma diaria con un silencio y suavidad que sólo da un eléctrico. Cuesta unos 20.000 euros más que el Toyota Prius Plug-In Hybrid, aunque, contra éste si se justifican esos euros de más pues el Volvo es un coche más exclusivo, cómodo, grande, equipado y tiene más autonomía eléctrica.

Fotos Primer contacto con el Volvo V60 híbrido y enchufable

Comentarios Primer contacto con el Volvo V60 híbrido y enchufable

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"