Nuevo Cupra Ateca 2020: más tecnología, misma radicalidad

El SUV de la marca deportiva de Seat ya está aquí con un rediseño que varía poco a nivel estético respecto al modelo que ya conocíamos, aunque apuesta mucho más por la tecnología.

La semana pasada os hablamos del renovado Seat Ateca, un coche que ha supuesto un auténtico éxito para la marca española. Y con la llegada de este rediseño, Cupra ha actualizado su versión vitaminada, comercializado hasta la fecha: un SUV de altas prestaciones que supuso, además, el punto de partida de Cupra como marca independiente.

Los cambios estéticos son notorios, aunque al igual que en el Seat Ateca, se ha querido conservar los elementos que han convertido al coche en un superventas. De ahí que este Cupra Ateca también crezca ligeramente: los nuevos paragolpes le han permitido crecer hasta los 4,38 metros, lo que supone un aumento de 10 mm de largo. Algo que no afecta en absoluto a la habitabilidad (la distancia entre ejes se mantiene en 2,63 metros) o a la capacidad del maletero.

Cupra Ateca

La “mirada” de este Cupra Ateca es completamente nueva gracias a unos faros Full LED, algo que ocurre también en la parte trasera, con intermitencia dinámica. Las llantas, a elegir entre seis diseños diferentes, tienen, de serie, 19 pulgadas y cuentan con detalles en cobre, sello distintivo de la marca. Aunque existe la opción de adornar las llantas con una tonalidad plata.

También seis son los colores disponibles para la carrocería, que se combinan con una parrilla decorada con un marco cromado oscuro y difusores de aluminio oscuro. Mismo material del que están hechas las barras del techo, los espejos retrovisores o las molduras laterales.

Cupra Ateca

Como variación meramente estética y tecnológica, el motor disponible se ha matenido. El propulsor 2.0 TSI con cambio DSG de siete marchas que ya vimos en la anterior versión sigue presente, dadas las buenas críticas arrojadas sobre esta combinación. 300 CV de potencia y 400 Nm de par motor que le permiten pasar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos.

En el interior, Cupra ha introducido pequeños cambios que aumentarán la calidad de vida de sus usuarios. Por ejemplo, para adaptarse a los tiempos, este Ateca ya es compatible con los USB-C. Además, cuenta con instrumentación de serie 100% digital gracias a una pantalla de 10,25 pulgadas o un nuevo volante desde donde es posible seleccionar los modos de conducción. Los asientos, dada la deportividad de este Cupra Ateca, son de tipo baquet, a los que se les puede añadir como extra el tapizado en piel o la regulación eléctrica con memoria.

Cupra Ateca

Otro avance importante a nivel de confort es el reconocimiento por voz, que sirve para activar cualquier funcionalidad del coche. Aunque también es posible hacerlo a través de la pantalla de 9,2 pulgadas situada en la consola central del vehículo. Como en otras ocasiones, equipa el sistema Full Link, lo que permite enlazar cualquier móvil, sea cual sea el sistema operativo. A ello se suma una tarjeta SIM, integrada en el vehículo, que permite tener conectividad online.

En cuanto a seguridad, el Cupra Ateca equipa buenos sistemas de ayuda a la conducción, como el asistente pre-colisión, el control de velocidad de crucero adaptativo y predictivo, aparcamiento asistido, cámaras de 360º o asistente de viaje. Una completa selección para un coche de altas prestaciones, algo imprescindible para hacer una conducción deportiva y fiable.

Fotos Nuevo Cupra Ateca 2020: más tecnología, misma radicalidad

Comentarios Nuevo Cupra Ateca 2020: más tecnología, misma radicalidad

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"