Primera prueba del Mercedes-AMG GT 4 puertas, a tiro del Panamera

La división deportiva de Mercedes crea su segundo modelo con la vista puesta en la berlina de Porsche. Ofrece tres niveles de potencia, deportividad, lujo y un espacio interior generoso.

Mercedes-AMG mantiene su crecimiento de gama. No solo ya con las distintas versiones deportivas para los distintos modelos de Mercedes-Benz, sino lanzando también coches propios. El último de éstos es el Mercedes-AMG GT 4 puertas Coupé –cada vez ponen los nombres más largos- y en Auto10 ya hemos podido meterle mano a la última berlina deportiva alemana.

Diseño diferenciado

Lo primero que nos vino a la mente cuando vimos por primera vez a este Mercedes-AMG GT 4 puertas es que si se “pisaría” con el último Mercedes CLS. Ambos comparten filosofía de grandes berlinas con longitudes en torno a los cinco metros, un poco más grande nuestro protagonista, pero creo que hay un pequeño matiz diferenciador: el grado de deportividad es mucho más radical en el modelo del que hablamos hoy.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Luego también hay que tener en cuenta que el diseño es distinto, mientras en el Mercedes CLS se sigue la tónica de los últimos lanzamientos, el Mercedes-AMG GT 4 puertas toma la parrilla del dos puertas, casi la forma del parachoques, mientras que los faros son la seña más característica de este modelo.

Por detrás vuelve a ser bastante original de nuevo. Si bien toma como referencia algunos detalles del Mercedes-AMG GT 2 puertas como son los grandes faros horizontales o la forma de la tapa del capó, en su conjunto tiene un claro carácter diferenciador con el resto de productos del fabricante alemán.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Interior deportivo y lujoso

Como era de esperar, este Mercedes-AMG GT 4 puertas cuenta con un interior en el que mezcla de igual manera la deportividad con el lujo característico de la marca de la estrella. Los mandos de la consola central están ubicados de la misma forma que en el Mercedes-AMG GT 2 puertas, aunque con una evolución en su diseño gracias a la introducción de los botones con tecnología LCD. El resto del salpicadero me ha recordado por sus formas y por la colocación de las pantallas opcionales de 12,3 pulgadas cada una, al que equipa el Mercedes CLS.

Por tanto, pocas pegas se le pueden poner al puesto de conducción. La amplitud y posición es mejor que en un dos puertas, mucho más estrecho y bajo, los asientos son deportivos y cómodos a la vez, mientras que los ajustes de todos los materiales que se ven a la vista están a la altura del coche. El único sin sabor me lo dejaron los nuevos botones para el volante con tecnología LCD y personalizables, que han sido plastificados con un material de menos nivel, llegando incluso a crujir un poco.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Las plazas traseras de este Mercedes-AMG GT 4 puertas pueden contar hasta con tres configuraciones diferentes. De serie se ofrecen dos asientos, con un compartimento central pequeño, quedando como opción una con tres plazas (1.031 €) y otra con dos (4.181 €), pero con una zona en el medio mucho más sofisticada con pantalla multimedia, cargador de móvil por inducción, conexiones USB o portavasos refrigerado. Mi unidad de pruebas contaba con los tres asientos y hay que alabar el gran trabajo realizado para obtener una buena cota en altura pese a la caída del techo. Si bien es verdad que el paso de la puerta es alto, teniendo que levantar un poco más la pierna de lo habitual, el bajo suelo y la forma del acolchado de los asientos permiten está buena holgura para los más altos.

Otra característica positiva que tiene equipar los tres asientos es que son los únicos abatibles pudiendo ampliar la capacidad del maletero desde los 456 litros hasta los 1.324 litros. La boca, como indicaba en los accesos a la zona trasera, también es bastante alta, pero no creo que los compradores de este coche pasen el día cargando el coche.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Tres motores muy potentes

Si algo caracteriza a este Mercedes-AMG GT 4 puertas es la alta potencia de sus motorizaciones, algo que nos parece de lo más normal teniendo en cuenta que ha sido diseñado y preparado por la división deportiva del fabricante alemán. Su versión de acceso es el 53 4MATIC+, un bloque de 6 cilindros en línea, con tres litros de cubicaje y 435 CV de potencia. Al contar con un pequeño motor/generador de 16 kW, contará con la pegatina ECO cuando sea lanzado en 2019. Cuenta con una caja de cambios automática multiembrague de nueve velocidades y sus prestaciones son un 0-100 km/h en 4,5 segundos con una velocidad máxima de 285 km/h.

Pero pensando más en el presente, el Mercedes-AMG GT 4 puertas se puede adquirir ahora mismo con un bloque 4.0 V8 con 585 (63 4MATIC+) o 639 CV de potencia (63 S 4MATIC+), con 800 y 900 Nm de par motor respectivamente. En ambos casos se comparte la caja de cambios automática, que pese a tener las mismas velocidades que en bloque anterior, es de tipo convertidor de par. Con el más poderoso, la berlina llegaría a los 100 km/h en 3,2 segundos (3,4 segundos el otro) y una velocidad máxima de 315 km/h.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Durante la prueba del Mercedes-AMG GT 4 puertas pude conducir el 63 S 4MATIC+ y las sensaciones no pudieron ser mejores. Si bien es verdad que en el rato que tuvimos no da mucho tiempo a exprimir este tipo de coche, me dejo una impresión excelente. Su capacidad de aceleración impresiona, sobre todo lo rápido que llegas a circular por encima de los límites legales, y si pones el “Race Start” directamente te pegas al asiento. Esta versión equipa las ruedas directrices de serie, en el resto es un opcional, y junto al motor antes mencionado hacen que está gran berlina de 5 metros y 2 toneladas de peso (pese a la gran utilización de materiales ligeros) se mueva como pez en el agua en las curvas. Y el cambio también me dejó una buena impresión tanto en automático, como manejándolo con las levas detrás del volante.

La tecnología en tu mano

Para que este Mercedes-AMG GT 4 puertas funcione a las mil maravillas se han utilizado un gran arsenal de elementos tecnológicos de asistencia al conductor. Aunque como suele pasar con los modelos de la firma alemana, deberás elegir bien cuáles son los más recomendables porque todos no son de serie.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

Por destacar algunos, para que este texto no sea interminable, me quedaría con la tracción total 4MATIC+ (de serie) que estrenó el último Mercedes Clase E encargada de dosificar el par en todo momento, los modos de conducción AMG Dynamics (de serie), las suspensiones neumáticas AMG Ride Control (de serie) o los soportes del motor dinámicos, el eje trasero directriz AMG y el diferencial autoblocante electrónico en el eje trasero, sólo de serie en el 63 S.

No faltan tampoco en este Mercedes-AMG GT 4 puertas todas las funcionalidades de la conectividad “Intelligent Drive” con las que cuenta un Mercedes Clase S: el “Mercedes me connect”, el “eCall”, la gestión de accidentes, la asistencia en carretera, el localizador del vehículo o el acondicionador de la temperatura del habitáculo, entre muchos otros.

Mercedes-AMG GT 4 puertas

De cara a aquellos que utilicen el Mercedes-AMG GT 4 puertas dentro del circuito, se incluye dentro del sistema multimedia opcional Comand Online el “AMG TRACK PACE”. Esta aplicación guarda numerosos datos cuando circulamos en un trazado como la velocidad, la aceleración o los tiempos por vuelta (diferenciado por sector). Se han metido los circuitos más famosos del mundo, pero desde la marca indican que se podrían incluir más.

Precios del Mercedes-AMG GT 4 puertas

La gama del Mercedes-AMG GT 4 puertas comienza en un precio de 135.700 euros, correspondiente a la versión 53 4MATIC+. El siguiente nivel lo marcan los 176.200 euros del 63 4MATIC+ y por último quedaría el 63 S 4MATIC+ con 195.500 euros.

Fotos Primera prueba del Mercedes-AMG GT 4 puertas, a tiro del Panamera

Comentarios Primera prueba del Mercedes-AMG GT 4 puertas, a tiro del Panamera

  •  
    Avatar de Antónimo.
    Antónimo 14/12/2018 13:13:12

    Tiene modo drift? Lo has probado?

  •  
    Avatar de Luis Carlos Cáceres.
    Luis Carlos Cáceres, 17/12/2018 09:17:21

    Hola Antónimo. Sólo tiene modo drift la versión 63 S (cuando pones el modo Race y desconectas el ESP) y la pena es que no tuvimos un sitio adecuado para probarlo. Saludos

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"