Prueba: Peugeot Partner Electric, el reparto con chispa

Peugeot Partner Electric

La revolución llega al mundo de los repartidores con la introducción de la Peugeot Partner Electric, una furgoneta del segmento F que es capaz de igualar su capacidad de carga respecto a la versión térmica, pero con unos consumos mucho más bajos.

Partiendo de la base del Peugeot Partner, el eléctrico añade una cadena de tracción en la parte delantera e introduce el nuevo motor de tipo síncrono. Su potencia es de 49 kW (67 CV) con un par constante de 200 Nm. Los dos packs de baterías se han ubicado en la parte trasera, una en cada lado del eje trasero. Este propulsor ha sido concebido en el acuerdo que desde 2009 tienen el grupo PSA con Mitsubishi.

eugeot Partner Electric

Como indicaba anteriormente, el montaje del sistema eléctrico no quita espacio respecto a la versión con motores de combustión. Por ello, podremos elegir dos tamaños, L1 (4,38 m) y L2 (4,63 m) y viene equipada de serie con el asiento Multi-flex, una butaca para tres personas cuyos asientos se pliegan para conseguir una superficie de carga total de 695 kg, un volumen de 4,1 m3 y una longitud de 3,25 m.

Como equipamiento de serie, la Peugeot Partner Electric dispone de ESP (se añadirá al resto de la gama Partner a partir de julio), Hill Assist (sistema de arranque en pendientes) y una calefacción de tipo eléctrica.

Peugeot Partner Electric

Autonomía de la Peugeot Partner Electric

Uno de los aspectos principales de la movilidad eléctrica es la autonomía de uso y la Peugeot Partner Electric ha conseguido homologar 170 km, aunque en un uso normal debería rondar los 130/140 km. Según Peugeot, el 70% de los usuarios de este tipo de furgonetas podría completar una jornada diaria sin problemas.

Como la mayoría de los coches eléctricos, la Peugeot Partner Electric dispone de dos modos de carga. Si la enchufamos en una toma de corriente normal como las de casa, tardará de ocho a quince horas en cargarse con un coste que varía entre 1 y 1,5 euros, mientras que si lo conectamos a una fuente de carga rápida podríamos conseguir el 80% en apenas media hora.

eugeot Partner Electric

La autonomía también será variable según el uso que haga el conductor porque la Peugeot Partner Electric dispone de sistemas de recuperación de energía tanto en deceleración (en cuanto soltamos el acelerador) como en todas las frenadas. En estas dos situaciones, el sistema eléctrico convierte la energía cinética en carga para las baterías.

Durante todo el trayecto el ordenador de a bordo nos mostrará el consumo medio y la autonomía que nos queda. A parte queda la función “eco-mode” que adapta el aire del habitáculo para conseguir ahorrar el máximo posible de electricidad.

Peugeot Partner Electric

Desde Vigo para el mundo

Al igual que el resto de la gama de la Peugeot Partner, la versión eléctrica se monta en la factoría que el grupo PSA tiene en Vigo. Ambas versiones comparten la misma línea, menos una pequeña zona exclusiva para el montaje de las baterías y el motor eléctrico.

Peugeot Partner Electric

Gracias a un apoyo conseguido con el Gobierno de Galicia, su Consellería de Economía e Industria y del IGAPE patrocinan todas las Peugeot Partner Electric. De esta manera todas las furgonetas salen de la línea con una pegatina con la marca “Galicia” colocada en las puertas delanteras para su promoción a nivel mundial.

Toma de contacto del Peugeot Partner Electric

Peugeot nos preparó un pequeño recorrido desde el barrio de Balaídos hasta Punta Elena, donde se encuentra el campo del equipo de fútbol del Coruxo, totalmente urbano. En este trayecto pude comprobar que tiene una aceleración suave y que cuando quitas el pedal del acelerador retiene poco al coche, pero lo suficiente para no tener que utilizar los frenos en muchas ocasiones.

Peugeot Partner Electric

El volante queda un poco inclinado respecto a la posición del conductor, pero es fácil adaptarse y la rueda de las marchas ha sido colocada en el salpicadero. Éste es un lugar ideal porque queda siempre a mano del conductor para hacer maniobras de aparcamiento.

Durante la prueba, viajando solo y sin carga, ha sido fácil mantener a la Peugeot Partner Electric en la zona Eco del panel de instrumentación, incluso pudiendo recargar en algunos momentos. Quizás a plena carga sí que pasemos más tiempo fuera de la zona “verde”.

Peugeot Partner Electric

El precio de venta de la Peugeot Partner Electric es de 24.500 euros (precio sin impuestos) que son unos 10.000 más respecto a la versión más básica con motor gasolina de 98 CV.

Fotos Prueba: Peugeot Partner Electric, el reparto con chispa

Comentarios Prueba: Peugeot Partner Electric, el reparto con chispa

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"