Prueba 10 del Audi Q2 1.6 TDI

Con el Audi Q2, fíate de la primera impresión, porque es tan práctico, bien pensado, construido y bueno en carretera, como da a entender su atractivo diseño.

Prueba Audi Q2

¿SUV o Crossover? Qué lío

Con los términos SUV, 4x4, todocamino, crossover, hay un gran lío y de hecho cada marca usa el término que le parece. Incluso el eslogan de publicidad del Audi Q2 es “#Untaggable”, algo así como indefinible. Nosotros consideramos que el nuevo Audi Q2 es un crossover, que es el tipo de coche que queda a medio camino entre una berlina convencional y un todocamino alto o SUV como un Audi Q3. Tiene una altura de 1,50 metros, que no es mucho más que la de un Audi A3 (1,42), pero le hace destacar y eleva la cabina ligeramente. Esto favorece el acceso y mejora la visibilidad de conducción, pero sin complicar demasiado la conducción o las maniobras en aparcamientos. Otro punto de crossover son sus ruedas grandotas de coche campero con mucho diámetro, que con llantas de 18 pulgadas aún mantienen un perfil correcto, aunque los neumáticos son puros de asfalto. Por último está el estilo campero con partes inferiores de la carrocería en negro –nuestra unidad con acabado S-line venía todo pintado-, y grandes pasos de rueda con aletas marcadas.

Tamaño de un Audi A3

Con un tamaño de 4,23 metros de largo, el Audi Q2 mide lo que un coche compacto del segmento B, el tipo de coche que más se vende en Europa. Mide sólo un 1 cm menos que el Audi A3 de 3 puertas, que se ha dejado de vender, y 8 cm menos que el Audi A3 Sportback. Cuando te acercas a él incluso parece más compacto, suponemos que por la altura. Puede competir con el Audi A3 por el mismo tipo de cliente, que busca un coche compacto de una marca premium que que le haga destacar. El Audi Q2, ofrece el estilo crossover moderno y actual, siendo bastante atractivo a la vista con los acabados superiores. Este tamaño compacto le permite ser muy ágil de conducir y de aparcar en ciudades o aparcamientos, contando además con un buen maletero. ¿De dónde pierde entonces? Pues las plazas traseras son sólo correctas de espacio y la central trasera es más estrecha que en el un Audi A3.

Prueba Audi Q2

Motor 1.6 TDI

Nos dejaron el Audi Q2 con el motor turbodiésel de acceso 1.6 TDI que en Audi anuncia 116 CV. Es un motor realmente interesante para hacer muchos kilómetros anuales, con un consumo muy bajo, buen par para acelerar este coche de 4,2 metros de largo y es perfecto para viajar mucho a ritmos normales, ofreciendo suficiente empuje a 120 km/h para subir cualquier repecho sin cambiar de marcha. En esta época de criminalización hacia los diésel, puede que no le interese a quien viva cerca de una gran ciudad, no sea que le prohíban entrar en unos años. Nosotros te lo seguimos recomendando si haces más de 20.000 km anuales para aprovechar el bajo consumo medio que se puede conseguir. Anuncia 4,6 litros y nosotros conseguimos 6,1 l/100 km conduciendo a ritmo dinámico un poco por ciudad y muchos kilómetros de carreteras de acceso. En viajes largos a velocidad legal le verás bajar de 6 litros sin problemas.  

Alternativa de gasolina

No todo el mundo se pasa la vida en la carretera o hace muchos kilómetros al año. Si eres de estos y no quieres subir al motor de 1.4 TFSI de 150 CV, te interesará el Audi Q2 con el motor 1.0 TFSI de 116 CV. Es un motor tricilíndrico, pero eso no debe ser un problema, ofrece un sonido y unas vibraciones distintas a uno de cuatro cilindros, pero siempre mejores a cualquier diésel. Empuja bien y puede consumir poco si se es cuidadoso con el acelerador. No obstante, por lo que conocemos de otros coches con motores similares, para que corra un poco hay que hacer trabajar al turbo y los consumos medios pueden pasar de 7 litros fácilmente. Pero compensa con un precio de adquisición más accesible. El 1.0 TFSI ofrecerá unas sensaciones buenas a ritmos normales, pero no esperes mucho de él a altas revoluciones, ni rápidas recuperaciones de velocidad en autovía.

Prueba Audi Q2

Ágil en cualquier ambiente

El Audi Q2 es un coche que se conduce de forma muy ágil en el tráfico urbano y en carretera y del que te olvidas en la conducción normal que es un crossover. Su tamaño compacto, su anchura de vías, los cortos voladizos, unas suspensiones bien calibradas y también su ligereza, hacen del Audi Q2 un coche alerta y siempre dispuesto a tomar curvas sin grandes balanceos. Si estás pensando en el Audi Q2 o en un compacto normal como un Volkswagen Golf o un Audi A3, en el apartado dinámico no hay desventajas derivadas de su ligera mayor altura. Tanto en carretera, en autovía, en el tráfico denso de una ciudad o en un aparcamiento, conducir un Audi Q2 es realmente sencillo y para muchos será más agradable por el punto de visión ligeramente más alto.

Interior con diseño

El interior del Audi Q2 está muy bien ajustado en cuanto a calidad, sobre todo en nuestra unidad con acabado deportivo S-line. Aunque no lo parezca tiene un alto diseño que busca la sencillez y se aleja de los cuadros de mandos complicados. La pantalla multimedia, de serie en todos los acabados, está colocada vertical encima del salpicadero aglutinando todos las funciones de radio, navegación, teléfono y otras funciones. Preferimos que se ofrezcan botones de acceso rápido a los menús, pero aquí sólo tenemos mandos de funciones extra como los modos de conducción Drive Select. El conductor tiene toda la información de viaje en la pantalla de la instrumentación a través de los mandos del volante. En algunas superficies el Audi Q2 baja la calidad percibida que puedes ver en un Audi A3 del mismo tamaño, pero es algo poco importante. De hecho, para quien venga de una marca más generalista, el Audi Q2 parecerá premium, con unos mandos agradables, una instrumentación exquisita, unos menús de diseño moderno y una iluminación cuidada.

Prueba Audi Q2

La postura es buena, con mucha visibilidad y un salpicadero más bajo que el del coche hermano Volkswagen T-Roc. Detrás el espacio es correcto para dos ocupantes, pero la plaza central trasera es más estrecha que un compacto ancho como el Audi A3. A cambio ofrece un maletero amplio de 405 litros, gracias a la altura entre el suelo y la bandeja. Los Audi Q2 con tracción total pierden un poco y se quedan en 355 litros.

Equipamiento sin peros

Nuestro Audi Q2 tenía un aspecto muy dinámico y atractivo, ya que contaba con el acabado Sport Edition, tercero de cuatro niveles, enfocado al lado deportivo y que con el motor 1.6 TDI y el cambio manual empieza en 30.150 euros. Además, traía el paquete deportivo opcional S-Line, que añade llantas de 18 pulgadas, suspensión deportiva, partes inferiores de la carrocería pintadas, tapicería, volante, pedales y pomo deportivos, techo negro e inserciones en aluminio mate. Cuesta 2.000 euros, pero si te gusta el toque deportivo te cambia la estética y también el tacto de conducción con la suspensión más firme. Con los acabados inferiores Advanced y Design se puede incluir el acabado S-Line exterior, pero no la suspensión y el interior deportivos. En el interior el acabado Sport Edition trae la pantalla de 8 pulgadas, la conectividad con Smartphone con apps, el climatizador, el sistema Drive Select. En tecnología trae la ayuda frontal anticolisión, los sensores traseros y la dirección progresiva, pero el resto de ayudas a la conducción son opcionales (control de carril, de angulo muerto, de crucero, la entrada sin llave, sensores delateros…). Hay que tener cuidado con las opciones, porque puede se fácil superar los 35.000 euros con elementos atractivos y estamos hablando de un coche compacto de 116 CV.

Qué es eso de la personalización

El Audi Q2, como casi todos los nuevos crossover del mercado, es muy personalizable en cuanto a colores y materiales. No está claro si somos los clientes los que pedimos mucha selección de elementos decorativos o son las marcas que no paran de ofrecerlo para que piquemos. Son paquetes sumamente atractivos con un coste de producción ajustado, pero que pueden engordar rápidamente el precio final. En concreto el Audi Q2 puede elegirse con colores normales o vivos como el amarillo o el naranja metalizado. Además, se puede cambiar el color de contraste del montante C, elegir entre varios diseños de llantas en cada medida, cuatro acabados, varias tapicerías y paquetes opcionales como el deportivo S-Line o el progresivo paquete Design que ofrece nuevas combinaciones de colores de exterior e interiores. Las inserciones del interior pueden ser de aluminio o de varios colores para dar vida al interior. Los detalles cromados exteriores se pueden cambiar por lacados en negro. No todo está disponible con todos los acabados y explicarlo es casi imposible, si te interesa es mejor que juegues con el configurador de la página oficial de Audi

Prueba Audi Q2

Precio frente al Audi A3

No hay que engañarse, por muy compacto y juvenil que pueda parecer el Audi Q2, los precios son los de una marca exclusiva como es Audi. La diferencia con Audi A3 que es el primer rival de este coche dentro de la marca es poco ventajosa. De hecho, en muchos casos con el mismo motor y acabado comparable es más caro. Nuestro Audi Q2 1.6 TDI Sport con paquete S-Line sin ninguna otra opción cuesta 32.435 euros, mientras que un Audi A3 Sportback 1.6 TDI S-Line sale por 29.815 euros. Son más de 2.600 euros de diferencia que puedes gastar en algún elemento opcional más, y el Audi A3 viene con faros de LED, un chasis más capaz y un puesto de conducción más confortable y elegante. Si aún así te interesa más el Audi Q2, no te culpamos, es mucho más agradable de ver y no tiene ninguna desventaja que lo haga desaconsejable. Es un crossover llamativo, compacto, ágil y bien terminado.

Maletero, un punto fuerte

El Audi Q2 está por debajo del Audi Q3 o, como se parece tanto a una berlina, también podemos colocarlo entre un Audi A1 y el Audi A3, sea como fuere, tiene un gran maletero para un coche de sólo 4,23 metros. Son 405 litros de capacidad hasta la bandeja, contando con el espacio bajo el piso. Esto significan 55 litros menos que el SUV Audi Q3, pero 25 litros más que la berlina Audi A3 Sportback, reforzando su posición de crossover entre medias de esos dos tipos de coche. Los Audi Q2 con tracción quattro tienen menos capacidad quedándose en 355 litros, ya que se reduce el espacio escondido bajo el piso.

Prueba Audi Q2

Nuestra notas: Audi Q2 1.6 TDI Sport

Motor

8

Prestaciones

7,5

Consumo

9

Comportamiento

7,5

Confort

7,5

Seguridad

7,5

Puesto de conducción

8

Habitáculo

7,5

Maletero

7,5

Equipamiento

7

Acabado

7

Comentarios Prueba 10 del Audi Q2 1.6 TDI

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"