Nuevo Ford Focus ST 2019: con motor gasolina o diésel

La versión deportiva, que llega en verano con carrocería de cinco puertas o familiar, contará con la mayor potencia de su historia. Estrena nuevos elementos tecnológicos.

La gama del Ford Focus sigue creciendo y ahora le tocan el turno a esas versiones más especiales que los amantes de los coches tanto esperamos. En esta primera entrega tenemos el Focus ST, que como en la generación anterior se ofertará con motor gasolina y otro diésel, pero no habrá que descartar una variante RS todavía más potente para un futuro próximo.

Como suele pasar con las versiones ST, los cambios estéticos no son muy grandes. En el modelo presentado nos tenemos que fijar en la rejilla de la parte frontal para encontrar un diseño que intenta buscar una mejor respiración del motor. A esto tenemos que añadir un alerón trasero algo más inclinado que aumenta también su tamaño y una doble salida de escape, que a diferencia de la generación anterior, ha sido separada a ambos extremos para poder colocar una bola de remolque.

Ford Focus ST

Si añadimos a sus opcionales el Pack Performance, las pinzas se colorean de rojo. Hablando de colores, para este Ford Focus ST estarán disponibles para su carrocería los “Azul Ford Performance” y “Naranja Fury”, además de otros cinco heredados del resto de la gama del compacto, así como llantas “Dar Sparkle” de 18 pulgadas o las “Magnetite” de 18 ó 19 pulgadas.

Una vez dentro del Ford Focus ST encontraremos asientos de Recaro en color ébano con distintos materiales como el cuero, el cuero parcial o “Miko Dinamica”, el pomo y los pedales de metal, inserciones en las puertas, almohadillas laterales blandas en la consola central o la tecnología ESE que amplifica el sonido del motor y los escapes.

Ford Focus ST

Más potencia en gasolina y diésel

Como indicaba al principio del artículo, el Ford Focus ST vuelve a ofrecerse con dos tipos de combustible. En el apartado de la gasolina aparece el EcoBoost de 2.3 litros y 280 CV (aumenta en 30 CV) a 5.500 rpm con un par motor de 420 Nm desde las 3.000 a las 4.000 rpm. Según datos de la marca estas cifras colocarán a esta versión como la más rápida de los ST, con un 0-100 km/h que quedará por debajo de los 6 segundos.

Entre sus elementos destacados podríamos citar un turbocompresor de baja inercia de doble entrada, su válvula de descarga accionada de forma electrónica, un sistema de escape optimizado, un intercooler mejorado y la tecnología anti-lag heredada de otros modelos como el Ford GT o el Ford F-150 Raptor.

Ford Focus ST

La otra opción disponible para este Ford Focus ST es el 2.0 EcoBlue de 190 CV. Con esta cifra, que se alcanza a las 3.500 rpm, se convierte en el Focus diésel más potente de su historia, contando también con un par motor de 400 Nm entre las 2.000 y las 3.600 rpm.

Gracias a la utilización en este EcoBlue de elementos como un turbocompresor de geometría variable y baja inercia, pistones de acero y un nuevo sistema de admisión integrado este motor ha conseguido un 10 % más de potencia y más del doble de par respecto al Focus ST de primera generación.

Ford Focus ST

En ambos casos se ofrece de serie una transmisión manual de seis velocidades, la cual ha sido modificada para contar con un recorrido del 7 % más corto respecto a un Ford Focus convencional. Además, puede contar con la tecnología de emparejamiento de revoluciones del Ford Mustang si equipamos el Paquete Performance (solo para el motor 2.3 EcoBoost).

En caso de preferir una caja de cambios automática, para el 2.3 EcoBoost se puede equipar una con siete velocidades. Está optimizada para ofrecer unas mejores prestaciones y cuenta con el “Control de Cambio Adaptativo” que evalúa el estilo de conducción para adaptarse mejor al cambio entre una relación y otra.

Ford Focus ST

Una dinámica mejorada

Además de los cambios estéticos y la presentación de sus dos motores, el nuevo Ford Focus ST cuenta con ciertos elementos que le ayudan a conseguir una mejor dinámica de conducción. Podríamos empezar para la configuración de la suspensión (SLA), que ayuda a que el vehículo sea ágil incluso con su carga completa, haciendo más rígidas las amortiguaciones de ambos ejes (20 % delante y 13 % detrás) y bajando la altura libre al suelo en 10 mm. Se mejoraría más si cuenta con el Paquete Performance, ya que incorpora la tecnología CCD que monitoriza cada 2 milisegundos la suspensión, el chasis, la dirección o las entradas de frenada para conseguir la mejor configuración.

El par disponible es controlado por el eLSD o diferencial autoblocante electrónico, en el gasolina, o por el control de par vectorial, en el diésel. El primero analiza qué rueda es la que mejor tracción tiene pudiendo llegar a mandar el 100 % de los Nm. Con el segundo se realiza una fuerza de frenado a la rueda delantera que se encuentre en el interior de la curva.

Ford Focus ST

No faltarán tampoco en este Ford Focus ST los distintos modos de conducción. De serie cuenta con los “Resbaladizo/Mojado”, “Normal” y “Deportivo”. En caso de montar el Pack Performance se añade otro denominado “Pista”, que como su nombre deja entrever, modifica el coche para dar sus mejores prestaciones en un circuito.

Llega en verano

Los planes de Ford para su nuevo Focus ST es que salga a la venta en toda Europa a lo largo de este mismo verano. Para entonces contará entre su equipamiento con elementos como el Control de Crucero Adaptativo, el Sistema de Iluminación Frontal Adaptativo, el Asistente de Estacionamiento Activo 2, un Head-up Display, el Asistente de Maniobra Evasiva o el sistema multimedia SYNC 3.

Fotos Nuevo Ford Focus ST 2019: con motor gasolina o diésel

Comentarios Nuevo Ford Focus ST 2019: con motor gasolina o diésel

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"