Al volante del Volkswagen VW Jetta Hybrid, un rival para el Toyota Prius

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

Con motivo de las pruebas de la Think Blue Challenge 2013 de Volkswagen, tuvimos la ocasión de realizar unos kilómetros al volante del nuevo Volkswagen Jetta Hybrid, un coche híbrido que todavía no habíamos conducido. Y las sensaciones han sido magníficas. Te las contamos.

Para empezar, nos ponemos en situación y recordamos cómo es la tecnología que utiliza Volkswagen en su Jetta Hybrid, un coche que ha sido desarrollado especialmente teniendo en cuenta mercados como el americano, pero que no desentona para nada en Europa.

Un poco de tecnología sobre el Jetta Hybrid

El Jetta híbrido combina un motor 1.4 TSI de gasolina con inyección directa y turbocompresor, que rinde 150 CV, con un motor eléctrico de 27 CV, acoplado a la caja de cambios. La potencia total del sistema es de 170 CV. Una primera peculiaridad es que esta caja de cambios es de doble embrague, algo que ni siquiera utiliza Volkswagen en su primer coche híbrido, el Touareg Hybrid. La segunda es que el motor de gasolina se une al conjunto que forman el motor eléctrico y el cambio mediante un embrague que se desacopla siempre que el Jetta híbrido circula en modo eléctrico… o cada vez que el conductor levanta el pie del acelerador, lo que se denomina “conducción a vela”.

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

Así se consigue reducir la resistencia que genera el motor térmico acoplado al sistema cuando no se necesita que entregue potencia. En la práctica, el funcionamiento del Jetta híbrido es suavísimo, el acoplamiento y desacoplamiento del motor TSI se realiza de forma muy rápida, y sin que el conductor note nada. ¿Quiere esto decir que el Jetta no recupera energía en deceleración? Pues no lo hace cuando funciona este modo de conducción “a vela”, que no está operativo en todo el rango de velocidades. Pero además recupera energía en las frenada, momento en el que el motor eléctrico pasa a funcionar como un generador. De ahí ese tacto tan peculiar de los frenos en la primera fase de recorrido del pedal que tienen los coches híbridos, al que no escapa el Jetta Hybrid, aunque te acostumbras enseguida.

 Rival serio para el Toyota Prius

La comparación con el coche híbrido más popular del mercado, el Toyota Prius que pudimos conducir en la prueba de la gama híbrida de Toyota, es inevitable, aunque el Toyota se ofrece desde un precio claramente inferior. El Jetta Híbrido tiene 34 CV más, unas prestaciones mejores de lo que podría esperarse de esos 34 CV adicionales de potencia… y aun así el consumo medio homologado es de sólo 4,1 l/100 km, apenas a dos décimas del Prius.

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

 ¿Y en la práctica? Pues el Jetta Hybrid tiene una buena capacidad de aceleración, con la ventaja de que el tacto del cambio DSG cuando se gana velocidad es mucho, más gratificante que el comportamiento de los cambios de variador o del sistema de Toyota, en el que no hay una relación directa entre lo que aceleras y la subida de régimen del motor de combustión. El Jetta Hybrid corre mucho y bien, pero también gasta más de lo que dicen las cifras oficiales. La media real en conducción normal se acerca a los 6 l/100 km, siendo cuidadosos con el acelerador. Y si apuras sus prestaciones incluso con la ayuda del motor eléctrico cuando se trata de acelerar a fondo el motor 1.4 TI saca a relucir que es un poco “gastón” en cuanto no mantienes una velocidad constante.

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

Como suele ser habitual en los coches híbridos, el Jetta Hybrid puede funcionar utilizando únicamente la potencia del motor de gasolina, sólo la del motor eléctrico (hasta 2 km de autonomía, aproximadamente, y con una velocidad máxima de unos 70 km/h) o una combinación de ambos. Y donde más ventaja saca el sistema respecto a otras versiones del Jetta que cuestan parecido y corren más es en ciiudad. Toda la gestión puede realizarse de forma automática y controlarse desde la instrumentación gracias al indicador "Powermeter", así como a través de los gráficos de flujo de energía que se ofrecen en la pantalla multifunción. 

Sobre el papel el Jetta Hybrid es caro, sí. Pero también hay que decir que ofrece un motor con muy buenas prestaciones y un equipamiento muy completo desde la versión básica, que cuesta 30.750 euros. Existe una variante Sport, que añade llantas de aleación de 17 pulgadas con neumáticos 225/45 en vez de 195/65-15), faros bixenon y un ordenador de a bordo más completo, por 32.310 euros.

¿Diesel o Híbrido?

¿Qué me compro en la gama Jetta por ese precio? Pues nada menos que un Jetta 2.0 TSI de 211 CV con DSG (el mismo motor que llevaba hasta hace poco el Golf GTI) si buscas algo deportivo. El Jetta 1.4 TSI de 160 CV también con DSG –en este caso de 7 velocidades–, que es sobre el que está realizado el Jetta Hybrid, cuesta 29.030 euros con acabado Sport, unos 2.800 euros menos que el híbrido. Y por consumo la referencia sería el Jetta 2.0 TDI de 140 CV, que con cambio DSG está disponible desde 27.830 euros.

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

Está claro que el Jetta híbrido es una buena opción para aquellos que buscan una berlina con ciertas pretensiones deportivas –los 100 kg de más de peso que suponen las baterías y el sistema híbrido no le restan cualidades dinámicas al Jetta ni siquiera en las carreteras más viradas– capaz de gastar poco cuando se viaja tranquilo y muy poco en ciudad, y que valoran especialmente esa suavidad de marcha y sobre todo el agrado de conducción en ciudad respecto a un diesel.

Volkswagen Jetta Hybrid 2013

Pero si tienes que hacer muchos kilómetros al año por carretera, y lo que cuenta es el precio de adquisición y el coste real del combustible por kilómetro recorrido, la opción TDI sigue siendo imbatible. Por cierto, se me olvidaba, y en un coche de estos también es muy importante: la cuestión de las baterías no está mal resuelta, pero al final acaban “robando” al maletero más de 130 litros, que pasa de los 510 del Jetta convencional a casi 375. Y eso, en una berlina como esta, puede ser un hándicap para muchos. 

Fotos Al volante del Volkswagen VW Jetta Hybrid, un rival para el Toyota Prius

Comentarios Al volante del Volkswagen VW Jetta Hybrid, un rival para el Toyota Prius

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"