Nuevo Subaru Outback 2013, presentación y prueba

 

Subaru refuerza su gama Outback 2013 con una actualización de la cuarta generación de este modelo, que se puso a la venta en 2009. Con ligeros cambios estéticos y en las suspensiones, lo más novedoso es la llegada del cambio automático Lineartronic a la variante con motor Diesel. Los precios, con el descuento actual, parten desde 30.700 euros.

Hay que poner las dos versiones una al lado de la otra para apreciar las modificaciones estéticas, que exteriormente son de detalle: faros antiniebla, calandra, paragolpes y nuevo diseño de llantas. Normal, por lo tanto, que no cambien las dimensiones, salvo 1,5 centímetros en longitud producto del nuevo paragolpes. El Subaru Outback se queda en 4,79 metros de largo, 1,82 metros de ancho y 1,61 metros de alto, un tamaño muy similar al del Volkswagen Passat Alltrack –al que supera por 6 centímetros en altura–, por situarlo frente a alguno de sus rivales, entre los que también se encuentran en el Audi A4 Allroad, el Peugeot 508 RXH o el Volvo XC70.

Los cambios en las suspensiones hacen que el Outback pise más firme en carretera, sin perder confort.

En el interior cambian algunos  materiales, y se ha modificado la ubicación de algunos mandos, como el del freno de estacionamiento eléctrico, que ahora está en la consola central. Sigue habiendo plásticos en el salpicadero que parecen mullidos a la vista, pero son duros al tacto, aunque no desentonan en la sensación de calidad que se respira en el habitáculo, que destaca por su amplitud en todas las plazas. Con 526 litros, el Subaru Outback tampoco va nada mal servido en cuanto a maletero.

El Diesel, ahora también automático

Esta es una de las principales novedades de la gama Outback 2013, la incorporación del cambio automático de variador continuo Lineartronic, hasta ahora exclusivo del motor 22.5i de 173 CV de gasolina a al versión Diesel.

Para adaptarlo al mayor par motor del 2.0 bóxer diesel de 150 CV, Subaru ha realizado distintas modificaciones en este cambio de desarrollo propio, incluyendo un convertidor de par más grande y una cadena de transmisión más ancha. También cambia la gestión electrónica, con siete marchas, frente a las seis del motor de gasolina.

El cambio automático Lineartronic le sienta de maravilla al motor Diesel del Subaru Outback

Particularmente no me gusta mucho el peculiar funcionamiento de los cambios de convertidor de par para cualquier uso que no sea conducir extremadamente suave, pero en el Outback Diesel el cambio Lineartronic va de maravilla, sobre todo si lo manejas de forma manual mediante las levas en el volante. Sólo en modo automático revela que es un cambio de variador continuo cuando aceleras para ganar velocidad con rapidez.

Pero el funcionamiento es muy bueno, y se adapta a las mil maravillas al motor diesel de Subaru, del que ya no nos sorprende ni por su finura, ni por sus buenas prestaciones incluso en un coche del tamaño y peso del Outback, ni por su magnífico consumo incluso en esta versión automática. Y ojo al precio, porque según la versión de acabado elegida –ver tabla–, el cambio automático puede salir… ¡por apenas 100 euros de diferencia respecto al manual!

Aprovechando este “lavado de cara”, Subaru ha realizado pequeños cambios también en las suspensiones del Outback, que afectan a los anclajes de la suspensión, barras estabilizadoras y una amortiguación ligeramente más firme. Se mantiene la altura libre al suelo de 200 mm, la tracción total permanente con un embrague de discos que reparte inicialmente el par motor en un 50/50 entre ambos ejes, pero puede variar hasta un 60/40, y el control de descenso de pendientes.

Equipamiento del Subaru Outback

Como suele ser habitual en Subaru, el equipamiento es generoso, y los precios (con 3.000 euros de descuento en todas las versiones ya aplicados) muy competitivos. Las versiones Sport incluyen, entre otras cosas, llantas de aleación de 17 pulgadas, asientos eléctricos, seis airbags, control de crucero, climatizador y cámara de visión trasera. Por apenas 1.700 euros más el Executive añade faros de xenón, memoria para los asientos y tapicería de cuero. Sobre esta variante existe una denominada “Plus” que cuesta 3.500 euros adicionales, e incluye navegador, techo solar, sistema de llave inteligente y bluetooth.

Las versiones más interesantes del Subaru Outback son el 2.0 TD Sport con cambio manual de 6 marchas si vas al mínimo precio, o el 2.0 TD Executive Lineartronic en caso de elegir el Diesel con cambio automático.

Gama y precios Subaru Outback

 

 

Potencia

CV

Consumo
l/100 km

Precio

2.0 TD Sport

150

5,9

30.700

2.0 TD Executive

150

5,9

32.400

2.0 TD Executive Plus

150

5,9

35.900

2.0 TD Executive Auto.

150

6,3

34.400

2.0 TD Executive Plus Auto.

150

6,3

36.000

2.5i Executive Auto.

173

7,6

34.500

2.5i Executive Plus Auto.

173

7,6

36.500

 

* Todos los precios incluyen 3.000 euros de descuento en vigor ya aplicados

 

 

Fotos Nuevo Subaru Outback 2013, presentación y prueba

Comentarios Nuevo Subaru Outback 2013, presentación y prueba

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"