Inflar las ruedas con nitrógeno: ¿merece la pena?

Puede que en algún momento, con motivo de un cambio de ruedas, te hayan ofrecido inflar tus nuevos neumáticos con nitrógeno en vez de con aire. O simplemente te hayas sentido atraído por esta posibilidad, tras leer o recibir algún consejo de algún amigo entusiasmado por las ventajas teóricas del nitrógeno para inflar las ruedas. Ya sabes, aquello de: "si lo utilizan en Fórmula 1, también tiene que ser bueno para mi coche".

La realidad es que el nitrógeno se ha utilizado desde hace tiempo para inflar los neumáticos tanto en competición como en aeronáutica, por lo que alguna ventaja tiene. Pero hablamos de dos campos de aplicación muy diferentes al de los turismos de calle. Veamos las ventajas teóricas, para intentar llegar a una conclusión válida.

Las ventajas teóricas de inflar las ruedas con nitrógeno

La teoría dice que el nitrógeno tiene tres ventajas a la hora de inflar tus neumáticos respecto a hacerlo con aire, debido principalmente a las propiedades químicas de este elemento.

La primera es que sus moléculas son más grandes que las del oxígeno, por lo que se reduce la posibilidad de que dichas moléculas se "escapen" y el neumático pierda presión.  Los beneficios de un neumático que mantiene mejor la presión son evidentes: con las presiones correctas el neumático funciona mejor –más seguridad–, dura más y se gasta menos combustible.

El segundo factor a favor del nitrógeno es que, a diferencia del aire que contiene oxígeno, reduce o elimina las posibilidades de oxidación de la llanta y del neumático en su parte interior, la que está en contacto con el propio nitrógeno.

Y existe una tercera, que tiene que ver con la temperatura. Un neumático inflado con nitrógeno es supuestamente menos sensible a las altas temperaturas, por lo que se calienta menos, con todo lo que ello conlleva, sobre todo de cara a un menor riesgo de sufrir un reventón.

De la teoría a la práctica

Pero, ¿merece realmente la pena inflar las ruedas con nitrógeno? Pues lo primero que hay que recordar para valorar las ventajas teóricas es que cuando inflamos un neumático con aire ya estamos haciéndolo con nitrógeno en gran parte, pues el aire que un compresor o una bomba de mano introduce en el neumático es el mismo aire que respiramos, que además de otros elementos está compuesto de un 21 por ciento de oxígeno y un 78 por ciento de nitrógeno.

Si inflamos las ruedas sólo con nitrógeno estamos eliminando por tanto ese 21 por ciento de oxígeno y el 1 por ciento de diferentes elementos, par añadir únicamente nitrógeno; pero tus ruedas infladas con aire ya tienen nitrógeno, así que la ventaja por la diferencia de tamaño entre sus moléculas, que se puede cifrar en torno al 10 por ciento, afecta sólo al 21 por ciento del aire que tendrían tus neumáticos inflados con aire. Resumiendo, algo se nota, pero inflar tus ruedas con nitrógeno no te va a liberar en absoluto de comprobar las presiones regularmente. Es más, debes hacerlo, pues al comprobar las presiones también es conveniente realizar una inspección visual de las ruedas.

En cuanto a las ventajas del nitrógeno al no contener humedad y evitar la oxidación en el interior de la llanta y el neumático, particularmente nunca he visto una rueda o un neumático que tenga que ser descartado por oxidación interior. En la actualidad, la mayoría de las llantas son de aluminio y sufren menos esa posible oxidación, sin contar con que por su parte exterior tanto la llanta como el neumático están en contacto no ya con el aire, también expuestos a los cambios climatológicos. Por eso, entre otras cosas, los neumáticos caducan.

En cuanto a la temperatura, en la actualidad la mayoría de los reventones en los que no aparecen factores externos –en los que el nitrógeno no tendría ninguna ventaja–, como puede ser un socavón o un objeto extraño en la calzada, un neumático puede reventar por circular con presiones inadecuadas, al aumentar drásticamente su temperatura. Aquí sí podría ser una ventaja tener el neumático inflado con nitrógeno, pero lo ideal es que no se llegue a producir esa situación de rodar con un neumático tan desinflado como para que exista riesgo de reventón.

Las desventajas de inflar las ruedas con nitrógeno

Como hemos visto, las ventajas teóricas de inflar con nitrógeno se "difuminan" un poco en la práctica, pero ahí están.  ¿Cuáles son las desventajas?

Pues la primera, la dificultad de reponer aire en tus ruedas. Todos los neumáticos acaban perdiendo presión, debido a escapes de aire (o nitrógeno, aunque sea en menor medida) por las propias paredes del neumático o por la válvula. Y cuando toca reponer aire no es fácil encontrar dónde hacerlo con nitrógeno. En caso de necesidad se puede mezclar aire y nitrógeno, al neumático no le va a pasar nada; pero evidentemente, pierdes las ventajas de haber inflado con nitrógeno.

La otra desventaja, cómo no, el precio. Afortunadamente, y aunque hay excepciones –sí, todavía hay estaciones de servicio en las que te cobran por poner presiones a tus neumáticos–, el aire es gratis, mientras que inflar las ruedas con nitrógeno cuesta entre 3 y 5 euros por neumático.

¿Conclusión? Si quieres probarlo, y tienes localizado dónde inflar tus ruedas con nitrógeno (y dónde reponer en caso necesario) tampoco es una inversión tan grande, puedes probar. No esperes notar nada durante la conducción, y serás tú el que tendrá que evaluar por comparación si realmente aprecias una mayor estabilidad en las presiones de las ruedas con el tiempo –puede variar mucho en función del tipo de neumático y de la conducción–. Pero recuerda, aunque utilices nitrógeno, debes seguir comprobando las presiones, inicialmente al menos una vez al mes. 

 

Fotos Inflar las ruedas con nitrógeno: ¿merece la pena?

Comentarios Inflar las ruedas con nitrógeno: ¿merece la pena?

  •  
    Avatar de Juan.
    Juan 13/05/2020 13:30:48

    Mi solución
    Poner gasolina donde no cobran el aire de las ruedas

  •  
    Avatar de Chirrigundo.
    Chirrigundo 09/07/2020 22:00:09

    Efectivamente, como dice Juan, para incentivar las gasolineras q ofrecen servicio d aire para hinchar los neumáticos, deberíamos elegir aquellas q no cobren extra por ello.
    Particularmente, me parece ridículo tener q pagar 1 o 2 euros por revisar la presión (a menudo se encuentran ya a la presión adecuada, sin necesidad d añadir aire).

  •  
    Avatar de Washington.
    Washington 14/08/2020 19:46:09

    Gratis por un servicio donde la inversión cuenta (el compresor y la manguera y todos los accesorios necesarios para el inflado del neumático)??? A menos que la magia de la naturaleza comprima el aire y la entregue en una manguera lista para inflar las ruedas.

  •  
    Avatar de Angel.
    Angel 15/09/2020 03:18:44

    El calor específico del oxígeno es 29,4 j/Kmol contra 29,1 den nitrógeno. La diferencia es ínfima, pero significa que el oxígeno absorbe más calor que el nitrógeno para la misma subida de temperatura. Es lo contrario a lo que se indica en el artículo. Las moléculas son todas muy pero que muy pequeñas, las de O2 y las de N2, dudo mucho que haya una difusión mayor de uno que de otro a través de la cubierta. Y aunque no se dice nada en el artículo mencionar que las presiones se comportan prácticamente igual con la temperatura cualquiera que sea el gas dentro de la rueda, las leyes físicas que rigen el proceso (ley de Boyle, ley de los gases ideales) son iguales para todos.

  •  
    Avatar de pedro.
    pedro 25/09/2020 23:58:42

    Hola buenas noches
    Es aconsejable qué cierto tiempo se cambie el aire comprimido de neumáticos de coche?
    G

  •  
    Avatar de Luis Carlos Cáceres.
    Luis Carlos Cáceres, 29/09/2020 11:16:21

    Hola Pedro. No es una cosa aconsejable, ni desaconsejable. Lo importante es tener una buena presión siempre. Saludos

  •  
    Avatar de Jose Antonio Bermúdez Izaguirre.
    Jose Antonio Bermúdez Izaguirre 20/11/2020 21:12:12

    Gracias por la información!

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"