¿Cómo cargar un coche eléctrico? Conectores, tipos y modos de carga,...

Ya no es gasolina o diésel: la electricidad se cuela en el mundo del automóvil como una nueva forma de alimentar un coche, pero para ello hay que tener en cuenta una serie de nociones básicas.

 

coche eléctrico carga

 

El mundo del coche eléctrico es muy diferente al del automóvil tradicional. Todo cambia en cuanto a comportamiento, sensaciones, ruidos…. Y repostaje. Y a este punto queríamos ir, porque os vamos a contar todo sobre cómo cargar tu coche eléctrico: potencias, cargadores, conectores,…

 

 

Lo primero es conocer la unidad de medida que utilizaremos: el kilovatio (kW) y el kilovatio/hora (kWh). Puede parecer lo mismo, pero no lo es. El kilovatio es una unidad de potencia. Es la capacidad de un cable o motor para dejar fluir energía. A mayor capacidad, mayor potencia.

Por otro lado, el kilovatio/hora o kWh es una unidad de medida y se utiliza para medir cuánta energía es capaz de almacenar una batería. Es importante distinguir estos dos elementos, ya que suelen ser fuente de confusiones.

 

coche eléctrico carga

 

Otro punto importante es distinguir las cargas monofásicas y trifásicas. Esto es, simplemente, cuántas corrientes alternas (o directas) tiene el cargador: monofásico significa que solo tiene una fase, una corriente alterna, por lo que tiene unos 220-230 V.

Trifásico significa que cuenta con tres fases, es decir, que existen tres corrientes diferentes que, en el caso de tener un coche eléctrico compatible con carga trifásica, entran en el coche de forma independiente y simultánea. Esto permite que la batería se cargue más deprisa, aunque todo dependerá también de la capacidad del cargador o de la potencia contratada, en caso de estar en casa.

Tipos y modos de carga para el coche eléctrico

coche eléctrico carga

También es muy importante conocer los diferentes modos de carga que hay disponibles. De esta manera, sabrás analizar si te compensa comprar un coche eléctrico por la cantidad de cargadores de uno u otro tipo que hay en tu zona, dependiendo del tiempo que le puedes dedicar a la alimentación de tu coche eléctrico.

Modo 1 o carga de emergencia

También conocida como carga lenta, es el resultado de conectar el coche eléctrico, directamente, a un enchufe convencional (también llamado Schuko), como los de casa. Hace honor a su nombre: recarga unos 15 kilómetros de autonomía por hora gracias a que otorgar al coche entre 2,7 kW y 3,7 kW en ese tiempo. De ahí que se le califique de emergencia, ya que es la peor forma de cargar pero también la más accesible por la gran cantidad de enchufes que hay en el mundo.

Modo 2 o carga lenta con cargador

Ideal para aquellas personas que pueden cargar en casa y que utilizan el coche eléctrico a diario. Se diferencia del modo 1 en que es más seguro, ya que existe un cargador capaz de detectar cualquier fallo en la carga. En este caso, el cable a utilizar se conecta en el cargador y en el coche y por lo general, hablamos de un Schuko… algo que como veremos a continuación, no sucede en el modo 3.

En caso de utilizar una carga monofásica, se lleva a cabo con un voltaje de 230V, con potencias que van desde los 3,7 kW hasta los 7,2 kW. En el caso de utilizar una trifásica, la carga puede aumentar hasta los 22 kW, en función de la potencia que tengas contratada en casa.

Modo 3 o carga semirrápida

coche eléctrico carga

Se distingue del modo 2 en que aquí hay un cable anclado de forma fija en el punto de carga y que este método es exclusivo para coche eléctricos: es capaz de detectar cómo va la carga o cómo se encuentra la conexión al vehículo.

La potencia habitual se encuentra entre los 8 y los 14 kW en carga monofásica, lo que supone una reducción de tiempos respecto a la carga monofásica de modo 2. En el caso de ser trifásica, la carga se situaría entre los 22 y los 43 kW.

Modo 4 o carga rápida

Estos cargadores no se suelen poder instalar en casa y son capaces de recargar un 70% de la batería en menos de 30 minutos. En este caso, la potencia supera los 50 kW y por lo general, son de corriente continua en vez de alterna. No es recomendable para un uso diario: recalienta las baterías y por tanto, reduce su vida útil. Solo para emergencias o paradas ocasionales en viajes largos.

Tipos de conectores

coche eléctrico carga

Arriba habéis podido leer que un Schuko es una toma para un cable convencional de toda la vida, pero hay más cables y por tanto, tomas. ¿Cuáles están disponibles?

- Schuko: Volvemos a incidir en el Schuko. El enchufe de casa de toda la vida. De carga alterna, es capaz de soportar hasta 2,3 kW

- Mennekes: El más utilizado por las marcas europeas. También es para cargar el coche de forma alterna, con capacidad para soportar 16 amperios en carga monofásica o 63 en carga trifásica. En este caso, la potencia que puede transmitir está entre los 3,5 kW en el primer caso y los 44 kW en el segundo.

- CHAdeMO: Utilizado en Asia y Estados Unidos por lo general. De corriente continua. Ahora es capaz de trasladar de un cargador a un coche hasta 150 kW, que se corresponden con 350 amperios.

- CCS: Para cargas rápidas en Europa, permite cargar en los cuatro modos disponibles. Capaz de traspasar, en corriente continua, hasta 350 kW.

 

 

Fotos ¿Cómo cargar un coche eléctrico? Conectores, tipos y modos de carga,...

Comentarios ¿Cómo cargar un coche eléctrico? Conectores, tipos y modos de carga,...

  •  
    Avatar de Txuchin.
    Txuchin 06/02/2020 18:53:18

    Bueno, no es cierto que a mayor capacidad mayor potencia, la potencia la tiene el motor, la mayor capacidad (de la batería) indica mayor reserva de energía.
    Por otro lado sigo sin entender nada de los diferentes tipos de cargadores. Entiendo que todos los coches acaban cargando corriente continua que es la única que puede almacenar la batería, pero esta corriente continua puede proceder del rectificado de una trifasica o monofásica (o bifásica que a efectos prácticos es lo mismo) pero esto es un equipamiento que monta el propio vehículo y me temo que casi ninguno llevará un cargador trifásico ya que esto supone aumentar el precio y el peso del coche aportando una ventaja muy pequeña puesto que es un error desde mi punto de vista colocar cargadores trifásicos cuando es mucho más efectivo y "universalizante" hacerlo directamente en continua.
    Por cierto no me he enterado de nada de lo que dice el articulo precisamente porque no aclara si el cable de va de la pared al coche es trifásico, monofásico, "continuo" o que. Ya se que no tiene importancia porque los futuros usuarios no tienen ni idea del asunto, todo pasa por enchufar un enchufe que encaje en su coche y ya está.
    Por cierto, que oportunidad perdida para unificar los enchufes de los eléctricos en todo el mundo, como para que luego nos los vendan como "ecológicos" No hemos aprendido nada del lío con los USB.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"