Conducir por la noche de forma segura

BMW i8

Desde que acabó el verano los días cada vez son más cortos y las noches más largas. Por ello, para adaptar tu conducción a las horas nocturnas, te damos cinco claves para que tus viajes sean más seguros.

1. Cómo conducir

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que el tipo de conducción por la noche no es igual que durante el día. Por tanto, deberemos reducir la velocidad a la que circulamos, pese a que la carretera pueda estar más vacía que de costumbre. Lo ideal sería poder parar el coche dentro del campo de iluminación de los faros. También es muy recomendable aumentar la distancia de seguridad con el coche que circula delante, no siendo menor de tres segundos.

2. Nuestra visión

Al no contar con la inestimable ayuda del sol para iluminar el camino, nuestra visión nos puede jugar malas pasadas. Por ejemplo, las luces de otros coches pueden deslumbrarnos, sobre todo aquellos que se olvidan de quitar las largas, tanto de frente como a través de los retrovisores. Para evitarlo coloca los espejos interiores de manera que no te molesten y en caso de deslumbramiento, baja la velocidad y colócate cerca de la línea derecha del carril. Otro aspecto a tener en cuenta es que no podemos tomar las luces de otros coches como guías, ya que en carreteras secundarias podrías no apreciar algún desnivel o curva que te puedan dar un susto. Para cuidar nuestra vista también es recomendable parar cada hora y media, con el fin de evitar la fatiga y el sueño.

BMW Serie 2

3. La visión del coche

A menos que circules por entornos urbanos con farolas, lo normal es transitar por carreteras a oscuras por lo que las luces cobran una gran importancia. Es importante que si vas a conducir por la noche mucho intentes limpiar sus cristales para que no acorten el haz de luz y vayan siempre alineadas para no molestar a otros conductores (importante en coches cargados).

En las horas en las que anochece y amanece se deben llevar las luces de cruce o las luces diurnas que equipan ahora los coches. En caso de que circules sólo por la carretera utiliza las luces largas pero con cuidado de no deslumbrar a otros conductores -si tu coche no tiene la función automática-.

4. La limpieza

Ya comentaba en el punto anterior que es importante tener los cristales de las luces limpios y este punto se podría hacer extensible a los cristales, tanto por dentro como por fuera, ya que un poco de suciedad podría causar reflejos molestos para la conducción. Si durante tu viaje encuentra lluvia o nieve debes tener en cuenta que se puede acumular barro y polvo en los faros y las lunas, pudiendo reducir tu visibilidad. Una buena idea es aprovechar las paradas para dejar estos elementos limpios.

McLaren

5. El coche por dentro

La temperatura es importante a la hora de circular a cualquier hora, pero realizamos conducción por la noche se acrecienta su importancia porque el calor puede hacer que aparezca el sueño. Lo mejor es que mantengas el habitáculo bien aireado. Si vas solo, acompáñalo con buena música o algún programa de radio para evitar la fatiga.

Y si antes hablábamos de la iluminación exterior, la interior también es importante. Ahora los coches traen cuadros de instrumentos bastante cargados de luces, que en muchos de los casos, se pueden regular en intensidad. Lo ideal es un tono tenue que te permita ver mejor el exterior del coche.

Fotos Conducir por la noche de forma segura

Comentarios Conducir por la noche de forma segura

  • No hay comentarios.

Deja tu comentario

  • Esta información no se mostrará
Estoy de acuerdo

Uso de cookies

En Auto10 utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus gustos mediante el análisis de comportamientos de navegación. Si hace click en el botón "Estoy de Acuerdo", consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestras Condiciones Legales, sección "4.8. Cookies e IPs"